No, por favor

Crítica a “Asíntota”, de Carlos Miguel Cortés

·Título: Asíntota
·Autor: Carlos Miguel Cortés
·Género: “poesía”
·Fecha de publicación: marzo de 2017
·Edición: primera edición (papel)
·Editorial: Destino
·Número de páginas: 159

Carlos Miguel Cortés (Béjar, 1987), poeta, creador también de Intranerso (Brisa, 2014) e Innormal (Destino, 2015).

Actualmente, bajo el pretexto de “yo no escribo poesía”, “son mis cosas” y similares se están adueñando del género lírico en el estado una serie de personas que nada tienen que ver con la poesía o al menos no con unos criterios mínimos de formalidad y calidad. Bajo la objetividad que me da haber leído un par de veces Asíntota —y reconozco que me ha costado lo suyo— puedo confirmar que el autor es uno más de esos “impostores”.

Asíntota no puede ser considerado un libro de poesía porque primeramente se mezclan en él relatos, vivencias, apreciaciones y anécdotas en género narrativo que distan mucho ya no solamente de cualquier forma lírica, sino también de la prosa poética con píldoras en forma de verso. Por lo tanto, sus líneas no pueden ser tomadas en serio al asiduo público consumidor de poesía. Después de la lectura y las consecuentes anotaciones, uno tiene claro que tiene entre manos un compendio de recortes de juventud y perfectos borradores de pubertad que buscan la emoción sencilla. Pese a todo lo anterior, sí que es cierto, al menos en parte, que también puede asomar en Asíntota un estilo trabajado pese a la planicie de su mensaje y la simpleza de sus formas.

Remarco que no hay estructura, ni forma. No hay cadencia entre versos, pues parecen trozos de prosa troceada y forzada a ser verso. En algunos casos, incluso, las aliteraciones provocan una pesadez somnolienta. En poemas o estructuras —o lo que sea— como en 1 (página veinticinco), existe una carencia manifiesta de ritmo, mientras que en otros como (página treinta y tres) se nos ofrece un pasquín motivacional indigno de un libro: si quiero leer algo o a alguien que me conmueva y me ayude a hacer introspección, leeré a Valentí Sanjuán y me sumergiré encantado en uno de sus libros motivacionales. Pese a todo, encontramos algún destello de candidez ente tanto despropósito, como en (página veintiocho). Por no hablar ya de la repetitiva utilización de la primera persona en las anécdotas: no estamos ante un Bécquer o un Lorca y demuestran más pedantería que proximidad. Y así podría continuar.portada_asintota_carlos-miguel-cortes-turista-en-tu-pelo_201612301117

Queda claro a quién va dirigido este libro; personas que no buscan una lírica / prosa poética rebuscada y sí un contenido sencillo, fácil de interpretar —el amor y la superación son claves para ello y ambas temáticas son muy manidas— y que abusa de la sensiblería para llegar al lector, dejando a su vez un uso de recursos literarios de forma calamitosa. También hace falta —y no me refiero solamente en este libro— reflexionar sobre la visión y trato que tenemos sobre el género femenino y los complejos que durante muchísimo tiempo hemos inculpado —en masculino— amén de las cargas que les hemos impuesto. Esto se puede ver en la página 63 (cito textualmente):

Las mujeres.

Me cuesta mucho hablar generalizando de ellas,

 pues durante toda mi vida

me he dado cuenta de que son

lo menos general que existe”

Y en la página 119:

Acércate despacio. No te quites la ropa. Me gustas así.

 Mis labios piden a los tuyos. Llaman. A ritos, a susurros, a latidos.

Aunque el mensaje romántico se flexibiliza cayendo en una intención de sensiblería exagerado —cual Ovidio hablando de su destierro en sus Elegías— el fondo y el subconsciente de posesión y referencia masculinos hacia la mujer siempre aparece.

Estamos ante otro poeta del boom defrediano que no encuentra su sitio ni parece querer encontrarlo. Seguramente, Asíntota esté en algún puesto de la lista de “poemarios” más vendidos, pero para mí no es ni de lejos un libro de referencia lírica ni algo similar. Únicamente veo como positivo de su hipotética lectura que ayudará a quién lo lea —y tenga un mínimo de conocimientos sobre poesía— a decantarse hacia la poesía de verdad, a acentuar el espíritu crítico de lo que se cree poesía y a diferenciar experimentos con gaseosa y fuegos artificiales de poemarios.

Valoración: No, por favor

Adquiere Asíntota aquí.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s