·Título: A través de la arena
·Autora: 
Laura Morán Iglesias
·Género: fantasía
·Fecha: mayo de 2017
·Obra autopublicada
·Número de páginas: 300

portada-rgb


Laura Morán Iglesias escribe principalmente fantasía. A través de la arena es su primera novela (la autopublicó a través del colectivo No Es Un Hobby, del que forma parte). Hace unos días salió a la venta Pastelería Emporio, esta vez bajo el sello de Insomnia Ediciones. Si queréis saber más sobre ella, podéis visitar la entrada que le dediqué en mi web hace unos días, la página web de la autora o su ficha en La Nave Invisible. A final de mes, como ya es costumbre, tendréis disponible una entrevista a la autora invitada para la iniciativa #UnAñoDeAutoras. Podéis leerla el lunes que viene en mi blog. Esta vez, además, estrenaremos formato con una entrevista más corta y directa que se centrará en la figura de Morán como escritora.


Más allá de los mares de arena,
crecen las montañas y los árboles pueblan,
y los reyes de las aguas navegan sin cesar…

Cuidado si te adentras,
en la arena y el calor
pues ya no hay salida
para quien pisa el exterior.


A través de la arena inicia una trilogía de fantasía juvenil que narra la historia de Nuage y Dins, dos jóvenes que han llevado vidas tan distintas que casi podrían considerarse opuestas. Mientras la chica perdió a su familia y se unió a un grupo de ladrones, él es el príncipe heredero al trono de Vassla. Cuando se encuentran por casualidad, sus ansias de libertad ejercerán de punto en común y se darán la mano en un peligroso viaje por el vasto desierto que rodea su región.

A través de la arena ha sido una lectura muy especial para mí. Y no solo porque es un libro capaz de abarcar a un público muy amplio y admiro mucho esta capacidad. La obra de Morán anima tanto a leer —la imaginación de la que la autora hace alarde convierte esta historia en algo cercano y fresco al mismo tiempo— como a escribir, sobre todo por el tipo de edición ante el que nos encontramos. La edición física es impecable: la maquetación, el montaje, los complementos en forma de punto de libro… todo en esta edición es sinónimo de calidad. Y qué decir de la corrección, del estilo y del trabajo que se nota que la autora ha puesto tras esta obra. Podría decirse que A través de la arena es un ejemplo perfecto de cómo autopublicar una opera prima.


Un peligroso viaje a través de la arena

La narración alterna los pensamientos y las situaciones de sus dos protagonistas, Nuage y Dins, y esto se nos indica con un subtítulo que simplemente reza sus nombres. Además de ellos dos, nos pondremos en la piel de más personajes de una manera menos detallada. Bekke, el maestro ladrón y mentor de Nuage, es solo un ejemplo de esto. Porque si algo no falta en la obra de Morán son personajes, todos distintos y con su complejidad. Esta profundidad, unida a su mensaje de crítica social —que parte de que la humanidad es un asco— nos hace clasificar esta novela dentro del Young Adult.

Ejemplos de estos temas son las conspiraciones políticas o la idea de que una sociedad entera viva encerrada y pensando que en el exterior no hay más que un vasto desierto. Este tipo de planteamiento me ha recordado, cómo no, al Mito de la caverna de Platón e incluso a la distopía Fahrenheit 451, de Ray Bradbury. En esa obra también se respira esa sensación de encierro, de injusticia, de engaño social. Pero la cosa no acaba aquí. A parte de esto nos encontramos con cierta tensión entre Nuage y Dins que, además de hacerse muy amigos, parecen llegar a admirarse de un modo distinto. Todo muy medido y sin caer en clichés, cabe decir. La amistad entre los dos protagonistas, de hecho, me ha parecido uno de los puntos fuertes de la obra. Una amistad con altibajos, con consecuencias y con una evolución lógica. No hubiera pasado nada si no hubiese existido esa leve tensión entre ellos, pero tampoco puede decirse que sobre.

Otros temas que se tocan y que remiten directamente a la crítica social son, por ejemplo, el racismo hacia cierta raza mágica —a la inversa que sucede en Harry Potter con los muggles o como sucede en la película Bright con los orcos— o la crítica por la educación que se imparte en Vassla, que es una sarta de mentiras y manipulaciones al servicio de la política. Por desgracia, todo resulta demasiado familiar.

Pero me reservo los dos ejemplos que más me han gustado de puya social para el final. El primero es que, al menos aparentemente, no existe en el mundo que ha creado la autora sexismo ni discriminación por el género o la orientación o identidad sexual. Esto está bien, de hecho, está genial y me alegro de verlo en cada vez más obras. Ya hay demasiada oscuridad en el mundo como para exaltar esto. Esto se realza con las mujeres entre sus páginas. Son fuertes. Son auténticas. El mayor ejemplo de esto es la propia Nuage, que le salva la vida a Dins y le enseña nociones básicas para sobrevivir en el desierto.

El segundo ejemplo es la exaltación de la naturaleza. Como he mencionado antes, el ser humano da asco, y esto es porque es capaz de destruirlo todo sin que nada le importe un carajo. No evita Morán mencionar el cambio climático y la acción del hombre sobre la Tierra (sobre Vassla en este caso), al igual que Tolkien lo ejemplificó con la industria de los orcos en su Tierra Media. Pero esta crítica, además, se completa de manera elegante y mucho más eficaz. Existe en los protagonistas una maravilla por lo cotidiano en un ejercicio de exaltación constante de la naturaleza que les hace permanecer absortos ante una flor, la lluvia, el mar o una isla. Y esto es bello y triste al mismo tiempo. Bello porque nos recuerda que la naturaleza que nos rodea es pura magia. Que no hacen falta grandes invenciones para crear una obra de fantasía. Y triste porque la mayoría de nosotros vive encerrado en una ciudad en la que el verde apenas se ve si no es uno de los colores de temporada.

Las coincidencias con otras ambientaciones de fantasía no acaban aquí. No falta la escena desenfadada que también podemos encontrar, por ejemplo, en La Compañía Amable, de Rocío Vega, y que sucede alrededor de la hoguera de una posada. No faltan la cerveza, ni la amistad, ni el deseo de conocer gente nueva y distinta. No deja de celebrarse la diversidad.

Por último, quiero desvelar un último motivo por el que esta obra me ha tocado tanto la patata. Y me permitiréis ser algo egocéntrico mientras hablo de mi libro. Proyecto ficción también sucede en una sociedad encerrada —rodeada de niebla en vez de arena—, también está protagonizada por dos jóvenes —una chica y un chico—, también enseña y critica un sistema educativo nefasto y engañoso, también existe racismo hacia razas mágicas, también se exalta la naturaleza cotidiana (de un modo un poco distinto), también fue autopublicada y, prácticamente, tiene el mismo número de páginas. ¡Ah! Y el mapa, también cuenta con un mapa, igual que A través de la arena. Como veis, es imposible para mí no reconocerme con este libro. Disculpad este mini anuncio. Leed a Laura Morán.


Valoración: Sí, recomendable
Adquiere A través de la arena aquí.

2 comentarios sobre “#LeoAutorasOct|A través de la arena, de Laura Morán

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s