·Título: El verano de la lluvia
·Autora: María Herreros
·Género: novela histórica, romántica
·Editorial: Ediciones Atlantis
·Fecha: 2010
·Número de páginas: 277


 No conviertas tu cárcel en tu refugio, porque es una trampa.


La obra que os traigo hoy es un misterio para mí por varios motivos. No recuerdo cuando la adquirí y se quedó perdida en la nube, sin descargarse en mis dispositivos, durante bastante tiempo. Fue por ello que si no llego a rebuscar en busca de un documento no habría llegado a leerla. No conocía a su autora, la valenciana María Herreros, y tampoco he podido averiguar mucho de ella mientras preparaba esta reseña. El libro se publicó en 2010 y en la web de la editorial está descatalogado. De la escritora apenas encontré más que un blog que no se actualiza desde hace mucho tiempo. Además, tras su lectura me han quedado varios interrogantes por resolver, pues el final queda un tanto abierto y no cierra por completo todas las incógnitas que plantea.

el_verano_de_la_lluvia

La novela nos sitúa en un pueblo fronterizo, en plena posguerra española. La protagonista es Soledad, una mujer de unos treinta años que tras el fallecimiento de su madre decide marcharse de su pueblo e ir a Valencia en busca de una hermana a quién no conoce. La relación con su madre, quien debe padecer algún tipo de enfermedad mental grave, es terriblemente tóxica. Soledad está además bastante aislada, solo parece tener relación con el médico, un viejo amigo de su padre. Don José la anima a buscar vida en otra parte pues sabe que ella se siente anulada y a pesar de ser adulta, sigue siendo en parte una niña desvalida. Asistimos al viaje de nuestra protagonista y a su búsqueda, tanto en el sentido físico como sobre todo en lo emocional y el crecimiento personal.


Las gentes que durante su degradada vida le dieron la espalda a Dolores se habían mutado en pequeñas victimas inconsolables de su levedad humana.


Paralelamente a este hilo principal, se nos va narrando la vida de Dolores, madre de Soledad. Asistimos a sus amores de juventud con Juan, hijo de los terratenientes del pueblo y a la firme oposición de la madre, Juana, al matrimonio de su hijo con Dolores, que desciende de unos labriegos humildes.

El personaje que más me ha gustado es sin duda Pepa, la hermana de Dolores. Pepa es alegre, cauta, trabajadora y resignada. Trata de proteger a su hermana y luego a su sobrina, aun a costa de su propio bienestar. Su relación con Dolores es un tanto tormentosa, a pesar del cariño que se tienen las hermanas.


Se habían dicho la verdad, se habían visto las almas y no les había gustado lo que habían visto en la otra y en ellas mismas.


Juan y Dolores son felices, se quieren de un modo casi enfermizo, pero algo terrible sucede: estalla la Guerra Civil Española. Vienen años difíciles de carencias y ausencias. Más tarde, Dolores tiene que marcharse junto a Soledad y Mario Facundo, su segundo esposo, a ese pueblo perdido donde comienza a narrarse esta historia. Soledad, que ignora sus propios orígenes, irá descubriendo la historia de su familia a medida que vaya escribiendo la suya propia.

Además de estos dos argumentos, se nos narra la vida de otras mujeres, siempre relacionadas con Soledad o Dolores. El texto tiene aspectos claramente intimistas y predomina lo poético en el estilo y la descripción de sentimientos. Así, por ejemplo, los nombres parecen tener un significado especial en esta historia. Tanto en el caso de Soledad como en Dolores, su nombre parece definir su vida y su carácter. Además de las continuas variaciones en el enfoque, también se insertan cartas en medio de algún capítulo, aunque lo que predomina es la narración omnisciente en tercera persona. A pesar de ello, no resulta complicado situarse ni seguir la historia.


Al abrir el camafeo encontró una foto que el paso del tiempo había marcado en sepia.


La ambientación histórica en la posguerra y el lento camino al sistema actual se reflejan de forma adecuada. Se nos dibujan sus gentes con sus lugares de trabajo y ocio tanto en el campo como en la ciudad y el marcado contraste entre ambos ambientes. El machismo y clasismo imperantes en la sociedad, la escasez de oportunidades y la falta de lo más básico para vivir. Se nos habla de pasada del contrabando y el estraperlo. Se hacen también referencias al conflicto armado, pero sin posicionarse en la contienda. En ese aspecto, es un libro bastante neutro que muestra personajes de ambos bandos sin distinguir héroes o villanos, pues he de remarcar que los personajes son muy humanos y están correctamente desarrollados en esos aspectos.

A pesar de la calidad del texto y del libro digital en sí no es todo lo buena que cabría esperar, hay algo en esta obra que me atrajo. Me gusta el estilo intenso e intimista, aunque en ocasiones es un tanto descuidado. Hay fallos ortotipográficos y alguna que otra frase que se repite o se corta o está mal formulada. También suelen gustarme los libros con protagonistas femeninas fuertes y esta es la historia de unas mujeres que luchan, más que por valentía, porque no les queda otro remedio. La forma poética de describir y esa mirada melancólica que impregna toda la narración fue lo que acabó de convencerme de que debía hablaros de este libro.

Porque no estaba muy segura de querer hablaros de la obra que os traigo hoy. Este libro, sin haberme disgustado, tampoco ha acabado de convencerme del todo. Me ha dejado un regusto agridulce. Por una parte, la historia me ha emocionado y resultado una lectura diferente. Por otra, no ha terminado de convencerme del todo por aspectos más bien técnicos. Adolece de falta de cuidado, al menos la edición que yo leí. Sin embargo, si como a mí, os gustan los libros ambientados en el pasado reciente y disfrutáis de la novela intimista, os puede encantar esta obra.


La vida es como un reloj de arena roto que deja escapar sus granos.


Valoración: Aceptable
Enlace de compra

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s