[Título: La política sexual en Kate Millet]
Autora: Silvia López
Género: ensayo
Fecha: septiembre de 2019
Editorial: Dos Bigotes
Páginas: 148
Cómpralo aquí
[Valoración: Imprescindible]


a6049180-c792-4cdf-8a1b-700419588e30


“Katsie”, más allá de Kate Millet

Silvia López se reafirma con este segundo volumen de la colección Las Imprescindibles, editado muy valientemente por Dos Bigotes, como esa maestra-hermana que trabaja incesantemente y que está llena de una sabiduría  que le permite recuperar ese pensamiento feminista que tanto necesitamos en estos tiempos inciertos para encontrar herramientas con las que pasar a la acción. Esta obra se centra en el análisis de la revolucionaria Política sexual de Kate Millet. López dedica esta obra: “A las locas, a las brujas, a las sabias”. A nosotras, porque Millet se siente parte de la estirpe de las brujas.

Y es que Kate Millet guardaba muchas Kates dentro de ella:

No puedo ser más Kate Millet.
Es un objeto, una cosa.
Un chiste oportuno en los cocktails.
No es nadie. Yo soy solamente este miedo en mis entrañas […].


Lo anterior se recoge en su obra En pleno vuelo y López ha querido mostrarnos la complejidad de su interior para que conozcamos a esa “Katsie” nombrada por sus amantes que es al mismo tiempo icono feminista (se le suele atribuir a ella aquello de “lo personal/el cuerpo es político”, aunque era un lema colectivo), lesbiana (lo que le valió el enfrentamiento y la violencia de todas sus compañeras porque entendían que esto distorsionaba las demandas del movimiento) y loca. Esta última condición será el estigma que cargará siempre.


Su estigma como loca no es arbitrario ni casual: arraiga en la represión que muchas mujeres antes que ella sufrieron en sus cuerpos por la libertad de sus mentes.


¿Y si sucediera que eso que en ocasiones se denomina y trata como “locura” fuera solo “dolor” o “ira” acumulada ante los reveses de la vida? ¿Por qué una persona con un diagnóstico psiquiátrico ha de ser sometida a encierro, a la toma de una medicación de la que no sabe nada —a veces ni siquiera su nombre—, a la violencia física o a ser atada o reducida?


López se apoya en sus memorias, llenas de contradicciones y con suerte traducidas y publicadas en castellano (En pleno vuelo, Sita, Viaje al manicomio) para desentrañar a la mujer antes de adentrarse en el análisis de su obra monumental Política sexual, solo comparable por su magnitud e impacto con El segundo sexo de Simone de Beauvoir, que será la protagonista del tercer volumen de Las Imprescindibles. Antes se detiene y hace especial hincapié en lo que la escritura supone para Millet: dejar testimonio:

Es necesario escribir porque es necesario recordar. Es necesario que quede registro. Para Kate Millet el valor más importante de la escritura es la plasmación de un testimonio, especialmente el testimonio de las personas bajo encierro y violencia […].

Curiosamente, al mismo tiempo pensaba que amar era vivir, que vivir no era escribir.

Millet se consideraba a sí misma una excentricidad, una extravagancia, y hacía extensible esa valoración a su obra Política sexual, en la que se propone, a través de la crítica literaria, hundir las manos en el canon para llegar a las raíces: las relaciones de poder. Millet dirá que el sexo es una categoría equiparable en lo que al poder se refiere a la raza o la clase social. López también se introduce en el pensamiento de Millet para ilustrar que las relaciones sexuales son en realidad un microuniverso de poder entre hombres y mujeres, de ahí que se emplee todo un vocabulario bélico para dar cuenta de ellas:

[…] analiza la manera en que los hombres utilizan la sexualidad como medio de ejercer violencia contra las mujeres, como medio de castigo, humillación y sometimiento. De acuerdo a este planteamiento, la masculinidad dominante entiende la sexualidad como un medio para subrayar la supremacía sobre las mujeres: es un ejercicio de poder.


Consecuencia de esta hegemonía del pensamiento patriarcal surge el concepto de “colonización interior”, que supone la interiorización por parte de las mujeres de este relato patriarcal, y que se plasma en la figura del matrimonio y de la familia. A partir de entonces, López se sumerge en el análisis (muy crítico) de Millet de lo conocido como “primera ola feminista”, ese “periodo comprendido entre 1830 y 1930 (y más en concreto entre 1870 y 1930) en Inglaterra y Estados Unidos. Millet detecta que en este período puede rastrearse un «cierto grado de libertad e igualdad sexuales» y ocurren, de manera indudable, reformas importantes en el campo de la educación, los derechos políticos (sufragio) y laborales”. Millet es especialmente dura con las sufragistas, pues consideraba que lo que supondría un verdadero impacto en las mujeres de la época era una mejora en las condiciones laborales y no tanto la consecución del derecho al voto.

Frente a las 640 páginas de Política sexual, López sintetiza y hace más accesible su pensamiento en este volumen de apenas 148 páginas y que puede emplearse como “libro de trabajo” pues, además de las enriquecedoras notas y la bibliografía comentada, ofrece unas páginas en blanco para que podamos plasmar en ellas nuestras ideas. Al fin y al cabo es eso lo que implica el compromiso feminista: leer, compartir, investigar, debatir… Y actuar. Y para ello resulta fundamental conocer el pensamiento feminista, para idear nuevas herramientas. En esta obra, López recalca que el pensamiento de Kate Millet resulta de plena actualidad ahora que fuerzas de índole ultraliberal y conservadoras aspiran a redefinir el papel de la mujer en la sociedad y recalcan su relevancia como madre. Tendremos que seguir leyendo, investigando, debatiendo… juntas para estar un poco más cerca, volumen tras volumen de Las Imprescindibles, de un futuro feminista.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s